FACUA denuncia a los cines Artesiete, en Asturias, por prohibir el acceso con comida y bebida del exterior

FACUA-Consumidores En Acción ha denunciado a los cines Artesiete, se enucentran situados en el centro comecial Valle del Nalón, ante la Agencia de Sanidad Ambiental y Consumo de Asturias por no autorizar a los consumidores a que introduzcan su propia comida y bebida, adquiridas fuera de sus instalaciones. Habido más de una advertencia por parte de los usuarios a la asociación.

FACUA exige a la autoridad de consumo asturiana que inicie la apertura de expediente sancionador contra cines Artesiete por este hecho.

La asociación ya denunció un caso, en el año 2016, a la mayor cadena de cines de España, Cinesa, en el Principiado de Asturias y en otras comunidades por el mismo motivo.

FACUA hace un recordatorio a los cosumidores de que si en las salas de cines autorizan el consumo de alimentos y bebidas en sus intalaciones, es exagerado que no se permitan introducir los productos del exterior, ya que su principal función es vender entradas para la exhibición de películas y no la venta de ese tipo de productos. Estas medidas tienen solo sentido si se hiciera en un bar o restaurante, que son negocios donde su actividad primordial sí es la venta de alimentos y bebidas.

FACUA en su escrito a expusto que el no autorizar la entrada con comida y bebida en los cines es una cláusula abusiva prohibida por el Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidos y Usuarios y otras leyes complementarias. En su artículo 82, el apartado primero señala que son abusivas aquellas estipulaciones que generen «un desequilibrio importante de los derechos y obligaciones de las partes que se deriven del contrato».

De igual forma, la Comisión de Cooperación de Consumo, órgano ejecutivo de la Conferencia Sectorial de Consumo, también se ha pronunciado en diversas ocasiones en este sentido. Ejemplos como, la consulta 53 de 1998 y la consulta 5 de 2000. En esta última, se menciona que «las cláusulas en la que se impone al consumidor limitaciones en orden a la adquisición de los productos sin fundarse en circunstancias objetivas debe ser considerada abusiva».

FACUA considera que el derecho de admisión no sirve para cines Artesiete como escudo para este comportamiento. Igualmente, la asociación indica que el Decreto autonómico 50/2010 no diferencia un hecho esencial en estas situacion, y es que la comida y bebida con la que se prohíbe el acceso puede ser adquirida a precios superiores dentro de dichas instalaciones al que acceden los consumidores.

Fuente: El Norte de Castilla