Un test de sangre puede detectar hasta ocho tipos de cáncer

Un equipo internacional de investigadores ha desarrollado una prueba de sangre no invasiva que podría detectar, en la misma sangre, hasta ocho tipos comunes de cáncer según publica un artículo de la revista Sciencie.

Es un test que analiza los residuos de células tumorales que circulan en la sangre. Este análisis detectaría los cánceres antes de que causen síntomas y cuando aún tienen cura solo con cirugía.

La descripción de la prueba, basada en un análisis combinado de ADN y proteínas, es el resultado del trabajo de un equipo liderado por Joshua Cohen, del Centro Ludwig de Investigación del Cáncer, en la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins, en Baltimore (EE.UU.).

La prueba ha sido denominada como CancerSEEK, es un test que se realiza una sola vez, analiza mutaciones en 16 genes que están vinculadas a distintos tumores. Este nuevo diagnóstico está en prinicipio diseñado para tratar de detectar el cáncer de ovario, hígado, estómago, páncreas, esófago, colorrectal, pulmón y mama.

Muestras a 1.500 pacientes

Para llevar a cabo este proceso, se realizaron las investigaciones a 1.500 pacientes que habían sido diagnosticados con alguno de los ocho tipos comunes de cáncer pre-metastásico y que fueron diagnosticados en base a los síntomas de la enfermedad. En el estudio también se tuvo en cuenta a 850 individuos sanos.

La sensibilidad media general o la capacidad de detectar el cáncer, fue de un 70% con una oscilación que fue del 98% para los cáncer de ovarios y del 33% para el cáncer de mama. Para los cinco tipos de cáncer que no existen pruebas de detección – cáncer de ovarios, de hígado, de estómago, de páncreas y de esófago- la sensibilidad ha sido entre el 69 y el 98%. Además constataron que la probabilidad de que una persona sana reciba un resultado falso positivo «es muy baja».

Los científicos estiman que el costo de este examen de sangre podría ser inferior a los 500 dólares (408 euros), lo que supone una cuantía comparable o menor que algunas de las pruebas de revisión actuales, como la colonoscopia para el cáncer de colon.

Fuente: El Norte de Castilla